Pi Medical

Las nuevas mascarillas, también inclusivas, en Extremadura

Desde este año existe un centro especial de empleo ubicado en la localidad pacense de Don Benito, en el que el 90 % de los trabajadores tiene alguna discapacidad. Gracias a su trabajo se han convertido en la primera industria especializada de Extremadura en la fabricación de mascarillas quirúrgicas, donde elaboran más de 350.000 unidades diarias.

La empresa Pi Medical comenzó su actividad en julio de este mismo año. Un grupo de empresarios extremeños decidieron, en sus propias palabras, “hacer algo y no contemplar de forma pasiva la falta de recursos”. Para ello aprovecharon 500 de los 1.400 metros cuadrados de sus instalaciones de producción de material fotográfico, que reacondicionaron con varias máquinas para fabricar mascarillas.

Así, en estos momentos fabrican mascarillas quirúrgicas tipo 2R, las usadas por sanitarios, con una capacidad de producción de 10 millones de unidades al mes. Además planean una producción de mascarillas FFP, con una previsión de un millón de unidades al mes, según ha declarado el responsable técnico de la fábrica, Juan Francisco Sánchez.

Ellos son los responsables del nuevo modelo de mascarillas quirúrgicas puestas a la venta por 60 céntimos la unidad. Dichas mascarillas, con tres capas de protección, tienen una eficacia de filtración bacteriana superior al 99%. Ello las convierte en un modelo más seguro y eficaz que las habituales.

Otro de sus puntos fuertes es que están fabricadas con un material más ligero. El objetivo es favorecer la respiración de quienes la usan, “y evitando otros problemas derivados de la falta de aire”, pero sin restarle eficacia. Para ello se han valido de una técnica que consiste en utilizar una menor cantidad de gramos por metro cuadrado, “creando una sensación más ligera al respirar”. 

Casi toda la plantilla, que inicialmente estaba compuesta por 20 personas y que ya suma medio centenar, tiene algún tipo de discapacidad reconocida, lo cual favorece la inclusión de este colectivo que lo tiene más difícil a la hora de incorporarse al mercado laboral.

Fuente: 20 minutos